10. Implementar el apoyo lineal

Share

Autor: Andrew Tranent. Adaptación: Rugby Sapiens.

Fuente: Paper coaching Level 3, ARU.

Preámbulo

Durante las últimas temporadas, se ha escrito mucho sobre las diferentes aplicaciones del apoyo lateral y lineal en ataque. Por la propia naturaleza de avance del juego, el concepto de apoyo lineal (trayectorias de carrera "Camión y remolque") ha sido fácil de implementar en el entrenamiento, y de aplicar en situaciones de partido. No puede decirse lo mismo para el apoyo en la línea de tres cuartos. La dificultad con la que se enfrentan muchos entrenadores de club, es que su grupo de jugadores está compuesto por individuos que han estado jugando de la misma manera durante, en algunos casos, 15 años o más. Los viejos hábitos en el apoyo lateral, junto con una aparente falta de deseo de participar en los breakdowns, son difíciles de romper.

La dificultad con la que se enfrenta el equipo de 1er Grado en el Hong Kong Football Club (HKFC), es que nuestra capacidad para reciclar eficazmente la posesión por la línea de tres cuartos,se minimiza por la falta de movilidad y dominio físico de nuestra tercera línea, y por la predominancia del apoyo lateral en los jugadores de tres cuartos. Este "estilo" de juego ha sido un factor que ha contribuido a la incapacidad del equipo para mantener la presión sobre los equipos rivales a lo largo de la temporada, y nuestro fracaso en la “Gran Final” de este año.

Filosofía de ataque

Para la siguiente progresión de ejercicios,partimos del supuesto que una serie de habilidades individuales y de unidad ya se han cubierto, bien en sesiones anteriores o desarrolladas a través del trabajo y la comprensión del equipo.

Entre estos factores está la necesidad de los jugadores de evitar ser aislados y, en caso de aislamiento, mantener una situación de maul hasta que llegue el apoyo. El éxito de este aspecto, depende de la comunicación entre los jugadores. Además, como este artículo está dirigido principalmente a jugadores de tres cuartos, es vital desarrollar la idea de “urgencia” para llegar al breakdown. Esto se ve facilitado por la buena la comunicación y anticipación de las acciones e intenciones del compañero de equipo. Aunque esto es un componente muy difícil en el juego de ataque, es vital para el éxito de los esfuerzos de un equipo poder reciclar rápidamente el balón y aprovechar al máximo las oportunidades de ataque. Por último, siempre hay que considerar la posición en el campo y el plan de juego del equipo. Los jugadores deben ser conscientes de su posición en el campo y cómo esto afecta a su toma de decisiones, mientras están en posesión.

Ejercicios

Lo que exponemos a continuación, es una serie de ejercicios y actividades que se han pulido y que serán implementados en su totalidad durante la próxima temporada, en un esfuerzo por integrar un cambio en las trayectorias de apoyo y, en última instancia, un cambio en el plan de juego. Aunque el objetivo de los ejercicios es modificar las trayectorias de carrera de apoyo de los tres cuartos, son apropiados para todos los miembros del equipo, especialmente para los delanteros sueltos (terceras líneas). Cada etapa se debe utilizar como un segmento de 10 - 15 minutos y, si es posible, los jugadores deben usar trajes de contacto para reducir al mínimo la posibilidad de lesiones.

Análisis de los factores clave:

El placador debe:
- Cerrar el hueco antes de cualquier movimiento lateral (a la izquierda).
- Hacer "Tracking" al atacante para evitar el movimiento al interior.
- Intentar un placaje "dominante" empujando hacia delante.
- Hacer contacto hombro y envolver con los los brazos en el placaje.
- Ponerse de pie e inmediatamente disputar el balón.

El portador del balón debe:
- Mantener la trayectoria de carrera, no se le debe permitir cambiar de pie hacia el interior hasta "la práctica libre".
- Usar el “fend”, swerve o dar un paso al interior en un intento de conseguir ir alrededor del placador.
- Tener como objetivo el hombro del defensor en un esfuerzo por "ganar" la disputa.

El jugador de apoyo debe:
- En el caso de un placaje eficaz, hacer que el balón quede disponible.
- En el caso de un "placaje maul", mantener el empuje de piernas hasta que llegue el apoyo.
- “Sombrear” al portador del balón en caso de llegada retrasada.
- Tomar decisiones de apoyo basadas en el resultado de la disputa en el placaje.
- Apoyo lineal en el canal del penetrador.

Análisis del papel funcional del jugador de apoyo:
a) El portador del balón es llevado al suelo.
Balón oculto. Situarse a horcajadas.
Balón visible. Limpiar/pick and go.
b) Portador del balón se queda de pie y empuja.
Balón oculto. Maul y empuje.
Balón visible. Asegurar la posesión/empujar/presentar/peel off.
c) Portador del balón pasa.
Antes del contacto. Correr en profundidad y en el canal.
En el contacto. Reaccionar al potencial pase del portador del balón.

Etapa 1. Placaje (práctica controlada)

Objetivo: Retener la posesión en/o más allá de la línea de ventaja.

El factor más importante en la continuidad es la capacidad del portador del balón para hacerlo disponible en el breakdown. El primer paso al introducir el apoyo lineal tiene como objetivos asegurar que todos los jugadores están trabajando para mejorar sus habilidades de evasión del placaje y hacer el balón disponible. El portador del balón debe entrar en la zona de defensa a ritmo y con la intención de evadir al placador, de tal forma que el balón no se involucre en la situación de placaje.

Además de desarrollar técnicas evasivas eficaces, el portador del balón debe hacerlo disponible en todas las situaciones. En el caso de un placaje eficaz, el balón debe ser controlado y colocado en una posición ventajosa. En el caso de un placaje en el que el portador no es llevado al suelo, debe mantenerse el impulso, mediante el empuje de piernas, hasta que llegue el apoyo.

Para los propósitos de esta primera etapa, los defensores serán instruidos para practicar placajes que lleven al portador el suelo. Se hará hincapié en placajes de “empuje” dirigidos a las piernas o a la cintura del rival.

Para esta etapa, la parrilla es de 5 metros de ancho y 10 metros de largo.

El portador del balón mantiene una trayectoria de carrera hacia su marcador lo que permite al placador (en este caso) practicar placajes con el hombro izquierdo. Tras el placaje, el placador trata de ponerse de pie y disputar el balón, mientras que el portador coloca el balón para que el jugador de apoyo pueda jugarlo.

Como micro-habilidad, el foco debe estar en la posición del cuerpo, la aplicación de la técnica y mantener el balón en juego por parte de los tres jugadores que participan en cada actividad. Ya que este ejercicio proporciona la base para todo lo que sigue, es vital pasar una cantidad adecuada de tiempo asegurándose que esta etapa sea técnicamente precisa en el placaje, la disputa y la toma de decisiones en apoyo.

Etapa 2. La opción pase, antes del contacto (práctica controlada)

Objetivo: Avanzar con el balón más allá de la línea de ventaja y penetrar lateralmente.

La parrilla se establece como en la etapa 1, placaje 1 v 1, pero el portador del balón está tratando de pasar en el canal interior antes se hacer contacto con el defensor. Esto todavía está controlado y el portador del balón debe entrar por el hombro exterior (izquierda) del defensor.

Para los fines de este ejercicio, es aconsejable hacer que el jugador de apoyo (S1) retrase su carrera para así poder “sombrear” la trayectoria de carrera del portador del balón, decidir sobre la mejor trayectoria y recibir el pase con ritmo. Debe realizarse una llamada clara y fuerte del jugador de apoyo pidiendo el pase antes del contacto.

Inmediatamente antes del contacto, el portador del balón debe cuadrar sus caderas para facilitar un pase interior hacia el jugador de apoyo, que debe llegar como su "sombra" y corriendo a ritmo.

Etapa 3. Pasar en el placaje (práctica libre)

Objetivo: Introducir oportunidades para la mejora de la toma de decisiones. El portador del balón debe tomar decisiones basadas en la eficacia del placaje y en su habilidad para evadir y entrar al hombro del defensor, en un esfuerzo por hacer que el balón esté disponible durante o después del contacto.

La parrilla se establece como la anterior, excepto que se permite que el portador del balón ataque cualquiera de los hombros del defensor. El portador del balón debe decidir a qué hombro atacar para hacer mejor disponible el balón.

Esta decisión determinará la trayectoria de carrera del apoyo. El defensor aún debe hacer "tracking" al atacante, en un esfuerzo por evitar que el portador del balón cambie de pie hacia dentro.

La comunicación entre los atacantes es esencial en esta etapa, ya que el apoyo debe estar preparado para atacar el balón si el placaje es efectivo, y el balón queda injugable por el portador del mismo. Por lo tanto, es vital que la trayectoria de carrera “sombree” al portador del balón.

El portador del balón puede decidir si pasar en el placaje o ir al suelo de forma controlada para, posteriormente, dar un pase pop al jugador de apoyo. No hay ninguna opción para el maul en esta etapa. Si el portador del balón es sostenido, los atacantes deben empujar hacia adelante y llevar el placaje al suelo para que el balón quede disponible.

El apoyo debe “sombrear” al portador de balón para estar en disposición de ponerse a horcajadas, limpiar o hacer maul si portador del balón no lo hace disponible con un pase. Si el pase es posible, el portador debe "pasar en el espacio" y permitir al jugador de apoyo correr hacia el balón. El apoyo también debe seleccionar la trayectoria de carrera dependiendo de las acciones del portador del balón.

Etapa 4. Disputa en el placaje (práctica libre)
Ataque en el juego en general:

Objetivo: Introducir ejercicios de toma de decisiones, tanto para atacantes como para defensores.

El establecimiento de esta etapa es similar a la anterior, excepto que se introduce un segundo defensor (D2) en un papel secundario. Por lo tanto, D2 sólo debe entrar en la parrilla una vez que se ha hecho contacto entre el portador del balón y el defensor.

D2 debe permanecer al interior del primer defensor y entrar en la zona de defensa desde una posición en juego. Esta regla tendrá que ser recordada mediante ejemplos. D2 debería tener como objetivo disputar el balón en el placaje y permanecer de pie. Si el placaje inicial no es eficaz, D2 debe practicar "conducir" al portador del balón al suelo mientras permanece de pie. Una vez que el portador del balón ha sido liberado, el balón debe ser disputado. Si el pase se hace en el placaje, D2 actúa como un defensor en deriva.

Las decisiones del apoyo (S1) se basan en a) la disponibilidad del balón en el placaje y b) las acciones de D2. S1 puede ser requerido para aceptar el pase y continuar más allá de la línea de ventaja; puede tener que hacer “pick & go”; puede tener que limpiar; o puede tener que situarse a horcajadas.

Una vez alcanzada esta etapa, las funciones del portador del balón y del defensor primario deben ser claramente entendidas, y todos los jugadores deben estar demostrando precisión técnica y comenzando a aplicar las habilidades de toma de decisiones eficaces. El foco se sitúa ahora en las habilidades de toma de decisiones del apoyo primario y del defensor secundario.

Etapa 5. Situación de partido (práctica libre)

Objetivo: Colocar las habilidades aprendidas en una situación de partido controlado que se aproximase al juego de los centros.

La parrilla para esta etapa se amplía pasando ahora a 10 x 10 metros. La actividad se inicia con un pase del medio de melé al "centro". Antes de que esta etapa evolucione a "práctica libre", los atacantes están limitados a realizar pases sencillos, en lugar cruces complicados, loops, etc. Los atacantes deben reaccionar a las decisiones que toman sus compañeros, si el primer receptor decide intentar una ruptura, el apoyo externo debe ejecutar una trayectoria de “sombreo” al portador del balón y, por lo tanto, colocarse en posición para recibir un pase o disputar el balón en el placaje. Igualmente, si el receptor pasa, se debe adoptar una posición que le permita describir una trayectoria de apoyo que persiga al portador del balón.

Los defensores deben tratar de hacer "tracking" al rival, en un intento de eliminar la opción de hacer un cambio de pie al interior del placaje. La comunicación efectiva entre los defensores es vital en esta etapa, e incluso de forma más importante una vez que el ejercicio evoluciona para incluir cruces, pases en círculo y loops.

Una vez que se efectúa el placaje, los defensores tienen que reaccionar en la forma establecida en las etapas anteriores. Una consideración adicional para los atacantes será la temporización de su llegada al breakdown. Si el apoyo ha asegurado la posesión, el segundo defensor no debe entrar en la disputa del placaje, sino que debe adoptar una posición de defensa como "pilar".

En este escenario, el primer receptor ha intentado una ruptura. Al darse cuenta de la decisión, S1 se ve obligado a alterar su trayectoria de carrera y pasar a “sombrear” al portador del balón en apoyo lineal. Al hacer esto, S1 abre las opciones que están disponibles, tanto para el portador del balón como para los apoyos.

Etapa 6. Apoyo lineal (práctica libre)

Objetivo: Introducir el apoyo en canal, en una posicionalmente tradicional línea de tres cuartos, asociándolo con movimientos de inicio. Este ejercicio debe permitir progresar a una segunda fase.

Esta etapa debe estar limitada por el espacio, para desanimar el deseo natural de apoyo lateral de los tres cuartos y alentar activamente el apoyo lineal. Un espacio ideal que permite opciones de segunda y tercera fase es el área de 22m, jugando a lo ancho, de lado a lado. Lo mejor es usar a los jugadores en sus posiciones y oponiéndose bien a otra línea de tres cuartos o a delanteros. El ataque se inicia por el pase parado del medio de melé. Se espera que el medio de apertura y los centros traten de llegar a la línea de ventaja y avancen con el balón. Estos jugadores deben adoptar trayectorias de carrera que no deriven a través del campo. Se anima a los jugadores a que lleven a cabo movimientos simples (cruces, loops, cortes, pase en círculo), pero es más importante el papel del apoyo primario y lineal, que es el foco de esta etapa.

Si el movimiento nominado ataca el canal interior (un cruce entre 10 y 12), el ala cerrado se convertirá en apoyo lineal primario, además del primer apoyo lateral, el medio de melé (o el flanker abierto en el caso de una actividad más amplia que incluya delanteros). En este ejemplo, el medio de apertura actuaría como receptor primario para la segunda fase y enlazaría con el zaguero y centro exterior.

Conclusión

Los ejercicios que figuran en este documento están diseñados para introducir el concepto (y la importancia) del apoyo lineal en el juego de tres cuartos. Las etapas individuales, se prestan a su adaptación en función de las instalaciones y del número de jugadores. Una extensión defensiva podría ser comenzar a desarrollar un patrón de "Pilar" defensivo para que los equipos en defensa no se sobre-comprometan en la ruptura.

Cualquier cosa que se adopte deberá ser tratada como un ejercicio de habilidades individuales que permitan a los jugadores dominar los principios básicos antes de pasar al siguiente nivel de aplicación.