5. Otros sistemas de defensa

Share

Sistema de defensa 7 arriba

A este tipo de defensa también se le conoce como “defensa en banana” o "defensa zonal". Como su nombre indica, la defensa 7 arriba dispone a los 7 defensores en la barrera defensiva frontal y defienden, normalmente, hombre a hombre.

Este sistema suele ser empleado por equipos con jugadores fuertes y físicos y con menos ritmo que sus rivales.

En este sistema cada jugador se responsabiliza de un "canal", y el defensor no debe verse tentado a salir de dicha zona por cruces o loops de los atacantes.

En este sistema, un defensor debe ser responsable de cubrir las patadas sobre la primera línea defensiva, o una ruptura. El patrón más simple es que el hombre que está más lejos del balón se retrase. Dicho defensor sólo debe retroceder lo suficiente como para asegurar que pueda volver a incorporarse a la barrera defensiva. Otra posibilidad es que fuese el jugador central de la línea defensiva, normalmente el "playmaker" el que se retrasase, pero siempre lo haría a menos distancia que el defensor del extremo.


Pros y contras del sistema 7 arriba

Pros

- Se trata de un sistema más intuitivo, más sencillo, fácil de entender y de llevar a cabo por los jugadores, ya que las marcas defensivas se establecen hombre a hombre. Esto hace que adquieran más confianza, ya que resulta más obvio quiénes y cuáles son sus responsabilidades.
- Por la misma razón, cada jugador está frente a su rival directo y no tendrá que cambiar de hombre si el balón cambia de sentido, puede ser muy agresivo (subida muy rápida en defensa, “rush”, acortando el tiempo y el espacio disponible para el ataque).
- Las posibilidades de una temida ruptura por el centro se minimizan, los jugadores no renuncian al hombro exterior en defensa del atacante, como lo haría en una defensa “sweeper”.
- Si se juega contra un rival que no utiliza el juego al pie o lo hace inadecuadamente, la vulnerabilidad de este sistema defensivo se reduce.

Contras

- El hecho de que el ala más alejado a la situación del balón tenga que trasladarse para cubrir el gran espacio situado detrás de la barrera defensiva hace frágil este sistema.
- El otro gran inconveniente es la cobertura eficaz de las rupturas por el centro de la barrera defensiva. El cansancio al que se pueden ver sometidos los jugadores de los extremos, debido a las distancias a recorrer hace que su eficacia defensiva se deteriore conforme avance el partido. Probablemente la mejor manera de definir esta defensa es “alto riesgo, alta recompensa”. La línea inicial es muy difícil de romper por el centro o por el exterior, pero si se rompe, es mucho más difícil recuperarse de lo que sería si se emplease un sweeper.

Subsistemas

Unidades de 3 en defensa

Este subsistema establece unidades de 3 jugadores que fluctúan, no son fijas, que vienen dictadas por dónde está el portador del balón, y que se responsabilizan de crear presión sobre el mismo, en otras palabras, se le obliga a tomar una decisión. Cada unidad estará compuesta por el marcador directo del portador del balón y por un jugador situado a cada lado del defensor directo. El defensor directo del portador no sube hasta que es consciente que la unidad de 3 está constituida, de esta forma presionan en conjunto reduciendo ligeramente los espacios entre ellos.

Esta reducción del espacio va a permitir que los jugadores situados junto al defensor directo del portador puedan marcar el hombro interior de su rival, con los beneficios que esto conlleva:

- Reducen la capacidad del portador del balón para hacer un cambio de pie a su defensor directo ya que entrarían dentro del área de influencia de los apoyos.
- Los apoyos pueden presionar las líneas de pase del portador, lo que idealmente le obligará a ir al contacto dándole a la defensa la posibilidad de disputar el balón o como mínimo ralentizar el ataque y dar tiempo a la defensa para reorganizarse.

Defensa en Arco

Este subsistema (aplicable a todos los sistemas aunque por la complejidad que supondría la defensa de patadas y rupturas, no se aconsejan en la defensa 7 arriba), tiene como objetivo intercalar a defensores en las trayectorias de pase de los atacantes, forzando al portador del balón a entrar al contacto. Obviamente, los jugadores deben ser conscientes de las limitaciones que tiene el empleo de esta estrategia, las líneas de fuera de juego que se establecen en las diferentes situaciones impiden “reglamentariamente” implementar este subsistema. Por otro lado, la

Este tipo de defensa suele hacerse en combinación con la defensa en unidades de 3 hombres.